IMPLICANCIAS TRIBUTARIAS
DE LA OPERACIÓN DE REVENTA

Nuestros clientes nos consultan: "Una empresa adquiere un inmueble de una persona natural y luego la vende a un tercero (persona natural) por el mismo valor. ¿Qué impuestos se generan de éstas transacciones? ¿Los impuestos difieren según el tiempo que transcurra entre ambas operaciones? ¿La venta de la empresa al tercero requiere de factura o basta el contrato?

Y nosotros contestamos...

En relación a su consulta sobre las implicancias tributarias de la operación de reventa consultada, le comentamos lo siguiente:

    • La reventa a favor de la persona natural no se encuentra gravada con el Impuesto General a las Ventas, en el entendido que no se trata de la primera venta de inmuebles efectuada por el constructor del mismo.

    • La reventa por el mismo valor de adquisición a favor de la persona natural no genera un ingreso gravable para efectos del Impuesto a la Renta a cargo de la empresa transferente, pues es equivalente al costo de adquisición, no existiendo un ingreso gravable, sin perjuicio del pago a cuenta al que se encuentra obligado efectuar en el mes que realice la transacción.

    • La reventa a favor de la persona natural requiere estar sustentada en un comprobante de pago, en este caso, al tratarse de un consumidor final, corresponda que se emita la respectiva boleta de venta a favor de la persona natural, no siendo suficiente la suscripción del contrato.

    • La empresa que adquirió el bien inmueble para revenderlo posteriormente  se encontrará obligada al pago del Impuesto de Alcabala por tal operación,  con independencia del tiempo que haya mediado entre la adquisición y la reventa.

    • Por su parte la persona natural que adquirió el bien, también se encontrará obligada al pago del Impuesto de Alcabala al tener la condición de adquiriente del bien inmueble.

    • De otro lado, la empresa y/o persona natural únicamente estará obligada al pago del Impuesto Predial si tenía la condición de propietario del bien inmueble al 1 de enero de este año.

Atentamente,

TELELEY